• Español

Noticias

Costureras de Camino Internacional fabrican cinco mil mascarillas para los vecinos del sector

mayo 28, 2020

Apoyadas por la empresa Colbún, ocho vecinas se organizaron junto a la Agrupación de Juntas de Vecinos del Camino Internacional para producir estos insumos y cooperar en la crisis sanitaria. 

Para cooperar entre ellos mismos es que un grupo de ocho vecinas de Los Andes y San Esteban, asociadas a través de la Agrupación de Juntas de Vecinos del Camino Internacional, y con el apoyo de la empresa Colbún, decidieron manufacturar mascarillas para repartir en las comunidades cercanas y así evitar el contagio de COVID-19. 

En total, el grupo produjo cinco mil mascarillas financiadas por la generadora, las que se entregaron de manera gratuita a los vecinos, y que para las costureras significó una fuente de ingreso en el difícil escenario económico actual producto de la pandemia.  

El presidente de la Agrupación de Juntas de Vecinos de Camino Internacional, Manuel Arredondo, afirmó que “la idea de esto era que fuese gestionado por la misma comunidad, y la gente está contenta, por el hecho de que ellas mismas hayan realizado las mascarillas y poder donarlas”. 

Las vecinas se organizaron a través de un grupo de Whatsapp, donde fueron averiguando quiénes podían participar en el proyecto, hasta que quedaron las ocho seleccionadas. Una de ellas fue Marcela Leiva, presidenta de la Junta de Vecinos de Río Colorado, quien explicó que no es primera vez que se reúnen como comunidad para apoyar con alguna causa y que saben la situación de los vecinos de la zona. “Es importante que la gente se ayude a si misma y hemos podido ver cómo están agradecidas las personas con las mascarillas”, sustuvo. 

Al igual que ella, Ximena Galdames, de la Junta de Vecinos de Los Chacayes Alto, resaltó la importancia del proyecto por dos razones. “En primer lugar, es importante poder apoyar a la comunidad, estamos dando un granito de arena, y, aparte, es una ayuda para nosotras, como emprendedoras, de poder trabajar”. 

Galdames explicó que la idea que tienen como comunidad es lograr ser autosustentables, debido a la crisis del Covid-19, puesto que hay diversos vecinos “que hacen miel, otros trabajan con nueces y así. Hay una serie de ayuda que podemos recoger entre nosotros mismos”, por lo que aseguró que están buscando la forma de seguir con este tipo de ayuda.